Cómo contratar un seguro para el coche

seguro coches


Se hace demasiado farragoso encontrar el seguro de coche más completo en una compañía óptima teniendo en cuenta las mucha que proliferan, los competitivo que es el sector, lo poco que a veces manejamos la materia…

Existen una serie de parámetros a considerar para elegir el mejor, que podemos ver a continuación.

1. El precio

En los tiempos que corren, es lógico que el dinero sea un condicionante. Los precios pueden llegar a variar mucho de un seguro a otro para el mismo coche, por lo que si tienes un presupuesto limitado, ahorra tiempo dirigiéndote a compañías asequibles para ti. Seguros Falabella es un excelente comparador.

Lo bueno es que, en un sector tan competitivo como el de los seguros de automóviles, siempre puedes beneficiarte de una buena oferta.

2. La fiabilidad de la compañía

Seguro que la mayoría de las personas que te rodean tienen coche o, al menos, usan uno. Quien tiene coche tiene seguro, así que puedes recabar mucha información a partir de la experiencia que hayan tenido las demás, además de la tuya propia.

3. La cobertura que ofrece el seguro

Es importantísimo leer todas y cada una de las cláusulas para saber exactamente qué se está firmando. Preguntas útiles son ¿cuenta con asistencia en carretera sin importar la distancia?, ¿cubre asistencia sanitaria por accidente o robo?, ¿contempla indemnizaciones por invalidez o fallecimiento?, ¿presta la compañía asesoría jurídica en materia de multas contratando un seguro concreto?, ¿se extiende la cobertura a terceros?, ¿qué bonificaciones tiene?

Es evidente que cada persona tiene un contexto particular y le da al vehículo un uso que hace diferente las respuestas a las preguntas, así como la necesidad de formulárselas. La primera de ellas, por ejemplo, le vendrá bien a alguien que suela recorrer largas distancias con su vehículo, por ejemplo por motivos laborales.

4. El modo en que se contrata el seguro

Contratar el seguro adecuado, por tanto, no es cuestión baladí. Más teniendo en cuenta que las compañías de seguros suponen todo un lobby de presión en materia de legislación, por lo que a veces el conductor se siente muy vulnerable.

Te recomendamos nuevamente que leas todo lo que cubre la póliza y consideres bien lo que no, para saber a qué atenerte. Es mejor que lo obtengas todo por escrito para poder demostrar lo que firmaste en caso de problemas en el futuro. Y revisa de un año a otro el seguro, pues no se paga lo mismo por un vehículo nuevo que por uno que tiene ya sus años.

FacebookTwitterGoogle+Share
Compartir en Google Plus

Acerca de juanma

Soy redactor profesional, me gusta escribir de temas que soy apasionado, y el mundo de los coches desde siempre me ha fascinado. He trabajo en dealers y sé muy bien como se mueve el mundo de las ventas de coches, por eso me he inclinado a escribir sobre este interesante mundo de la industria automotriz.
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios